09 noviembre 2009

Y lo que viene...

Me quedé sin ideas, bueno en realidad no, tal vez tan solo sea otro momento de esos en los que quiero escapar, cuando voy caminando en el metro siempre se me ocurren cosas fantásticas pero a la vez desagradables tal vez solo para mi, pero en fin son ideas tan desgarradoras como que ocurra un accidente, mi imaginación acerca de vivir olvidado, si la felicidad se alcanza o somos tan ciegos que cuando la tenemos no la vemos, o simplemente no la queremos apreciar, a mi me duele, es que cuando quiero escribir mis ideas no tengo una libreta, cuando la tengo no me inspira para nada una hoja en blanco, no me inspira el espacio, no me inspira saber que a nadie le importará, sorpresa, es que solo a mi me importan. ¡Bravo! soy la persona más feliz de este mundo y aunque finja que soy feliz, aunque finja que soy una persona diferente, veo mi reflejo en el vidrio, en el monitor, en un espejo y pienso si realmente seré yo, pienso que sería si no existiera, pienso si se siente algo estar muerto, pienso si a caso reencarnaré en una persona más interesante, en una persona querida por todos y no solo por mi madre, mis hermanos y tal vez mi padre.
Quiero escribir una historia, una historia que no hable de mi...

No hay comentarios:

Publicar un comentario